Siempre he pensado que el hombre crece y se forma desde sus propias experiencias. Aqui solo quiero mostrar como las Carreras de Aventura pueden generar situaciones totalmente extremas pero que a la vez te dan un ejemplo de como actuar frente a las problemas de la vida diaria.

miércoles, diciembre 16, 2009

The North Face Ultra Trail de Mont Blanc
CCC 100k - 28 -30 Agosto 2009

Exactamente luego de un día de haber terminado la CCC de la Ultra Trail de Mont Blanc son muchas las cosas que se vienen a la cabeza.

Esta carrera es una verdadera prueba personal y uno lo descubre corriéndola, gozándola, sufriéndola pero lo más importante terminándola, y esto lo demuestra el 90% de los corredores que vienen a probarse a sí mismos.

Está claro que hay un 5% de corredores que viene a ganar PROFESIONALES, hay otro 5% de buenos corredores entrenados que hacen un excelente papel, pero ese 90% restante es el que más impresiona.

No importa la edad, capacidad física, habilidades, etc……….para ellos es supervivencia pura y se los digo desde adentro de la cancha, me toco en vivo y personalmente!!

La carrera salió desde el pueblo de montaña de Courmayeur (Italia) a las 10AM. Aproximadamente 2.000 corredores en el punto de partida, mucho ambiente, himnos de Francia, Italia y Suiza……………y a lo que vinimos el conteo regresivo…4, 3, 2, 1, 0.

La partida nos llevaba por el interior de Courmayeur con un buen ritmo de carrera hacia Planpincieux por un camino de asfalto sin mucha pendiente, pero luego vendría la primera gran subida hasta Refuge Bertone en el kilometro 12 a 1.989mt, el ritmo en esos primeros 700 mts de desnivel eran bastante exigentes marcando en número 48 con 1:22 de carrera. Pero aun quedaban 600mts mas de desnivel hasta Tete de la Tronche (16k – 2.854mts) antes de empezar a bajar.


De aquí una gran bajada hasta Refuge Bonatti en el kilometro 22 donde pasaba en el lugar 43 con 2:44. La bajada continuaría hasta Arnuva (26k – 1.769mts).

Rápidamente salía de Arnuva en la posición número 39 con 3:21, aquí era muy importante recargar liquido y comer algo antes de enfrentar el temible Gran Col Ferret (punto más alto de la carrera).

Llegar hasta este paso fronterizo entre Italia y Suiza no fue menor, casi 1.000mts de desnivel, sumado al calor y un ritmo de carrera intenso, pero aquí estábamos en el kilometro 31 a 2.537mts de altura, lugar 41………..el Gran Col Ferret, lleno de gente, dos grandes domos The North Face hacían de portales para comenzar otra brutal bajada hasta La Fouly.

Llegar a La Fouly (40km – 1.593mts) fue un agrado, ya que me encontraba con parte del equipo de apoyo de los corredores de The North Face Alemania quienes me asistirían por el resto de la carrera, si bien llegaba en un alentador 47 lugar con 5:31 de carrera, todavía quedaba mucho como para volverse loco.


Luego de 30 minutos en La Fouly, descansando un poco las piernas, comiendo lo suficiente y tomando mucho liquido, salí en dirección a Champex.

Rápidamente mi ritmo de carrera se fue deteriorando, estaba con muy poca claridad mental, algo poco usual me estaba pasando…………….uno se comienza cuestionar todo, pero no tarde en descubrir la raíz del problema, estaba con el estomago acabado, algo no me había caído bien en la parada anterior y a duras penas y bastante pálido llegue a Champex Lac (55km – 1.477mts) en un aun muy buen 115 lugar con 8:06 horas de carrera.


Aquí fui asistido y la verdad que el ánimo estaba por el suelo, sumado a los fuertes dolores estomacales, por lo tanto tenía dos opciones. O priorizaba mi meta primera que era terminar la carrera o salía a morir en los próximos kilómetros.

Para seguir con el plan decidí dormir por aproximadamente 1:30, lo que permitió despejar un poco la cabeza, amainar el dolor y salir decidido a terminar.
Fue así como a las 19:29 de la tarde salía nuevamente a correr, pero con un retraso importante en las posiciones por el tiempo regalado en Champex.

Cuesta salir en esta condiciones, pero de eso se trata esta carrera, camino a Bovine (64km – 1.987mts), pude ponerle buen ritmo, para llegar en 11:02 en un digno lugar 220. Rápidamente me puse en marcha hasta Trient (70km – 1.300mts) donde estaría esperándome el equipo de apoyo (ya parecía mi equipo de apoyo). Lo mejor era no parar mucho tiempo, comida, liquido, baño (por supuesto) y a correr.


En 20 minutos, luego de marcar en Trient en el lugar 202 con un tiempo de 11:58, me dirigía a Cantogne (75km – 2.011mts) otro punto de alta montaña y frontera Suiza - Francia, donde podía mantener el ritmo y dejar de lado los fuertes dolores de estomago (solo por un rato).
Una fuerte bajada con mucha pendiente, me llevaría directamente a Vallorcine (80km – 1.260mts), ultimo gran puesto de control donde vería por última vez al equipo de apoyo. A pesar de que quedaban solo 19km para el final, estos no eran nada de simples, por las condiciones físicas, horas de carrera y el último puesto de alta montaña………….había que tomárselo con calma.

A Vallorcine llegaba en el puesto 175 con 14:21 horas de carrera y directo a la enfermería a rogar por una litera……………uffff la enfermería, parecía esas películas de guerra, donde están todos bastante mal, dolores, ampollas, vómitos, etc….
2 horas aproximadamente pare en Vallorcine, para luego convencer a mi cabeza de que tenía que enviar impulsos a mis piernas y cuerpo completo para que se levantaran y como cuando uno pone en el GPS casa, esta me dirigiera a la meta.


A las 2:12 de la madrugada estaba en pie corriendo hacia Tete Aux Vents aunque por poco rato, ya que no era una subida, sino que había que escalar, uno veía las luces de los corredores muy arriba, a esto sumémosle lluvia y mucha neblina. Luego de subir 700mts de desnivel, llegaba a Le Tete aux Vents (87km – 2.130mts) en el lugar 359 con 18:21.
Cada vez quedaba menos, La FLegere (90km – 1.877mts), era el último punto de control con un abastecimiento básico (líquidos). Lugar 332 con 18:57.

8km y la Meta……………si por fin la meta, una bajada eterna que no terminaba nunca y siempre Chamonix a la vista, seguía corriendo por inercia hasta que pise cemento (no más cerro), esto solo significaba algo; ya estaba adentro de Chamonix (98km – 1.035mts), buen momento para encontrarse con alguien que sacar mi bandera chilena de mi mochila y así fue como corrí los ultimo 1.600mts flameando la bandera………..6 de la mañana y las calles llenas de gente alentando a los corredores, siempre un Rodrigo o Chili (léase con acento Francés), 6:09 cruzaba la meta en el lugar 309 con 20:07 de carrera.

Estos desafío llenan el alma y como les comentaba al principio ese es el objetivo primero del 90% de los corredores de la Ultra Trail de Mont Blanc.
No tenemos nada que envidiarle a la geografía de Los Alpes, tenemos la montaña a pasos de nuestra capital, aprovechémosla, hagamos deporte, creemos una cultura deportiva e inculquémosla………………la enseñanzas son muchas y aplicables a todo tipo de situaciones.

No puedo dejar de agradecer a mi señora, familia, The North Face Chile, todo mi equipo de trabajo que son los mejores, Jacob (Gringo Chief) y a todos los que me ayudaron para representarlos en esta locura.

1 Comments:

Blogger Félix said...

Felicitaciones por la carrera. Yo también participé este año en la CCC y, aunque a duras penas la terminé dentro del límite (24:26), voy a intentar la larga el año que viene.
Si no tienes inconveniente, me gustaría poner un enlace a tu blog en el mío www.utmb2010.blogspot.com , para seguirle los pasos a otro ultrafondista sudamericano.

4:18 p. m.

 

Publicar un comentario

<< Home